UN MILAGRO LATENTE QUE HAY EN TI: TU CAPACIDAD PARA CREAR UNA EMPRESA

Un milagro latente que hay en tí: tu capacidad para crear una empresa.

Hebreos 11:3 nos da un atisbo del proceso de la creación. Podemos utilizar el principio para construir una empresa o emprender un negocio. Una empresa es una unidad económica que busca una renta o ingresos, toda empresa o negocio siempre ha tenido su origen en una idea. Si hacemos la semejanza de una empresa con un árbol frutal, la idea es la semilla, tú, como empresario, eres el sembrador: plantaste una idea en tu cabeza hasta volverla realidad: tu empresa. Tienes dentro de ti un milagro latente: tu capacidad para crear una empresa, sin embargo, el tamaño de tu fe determinará si lo logras o no.

Todas las cosas físicas creadas por el hombre, como una empresa, fueron creadas dos veces, primero en tu cabeza y después en su equivalente físico: el dispositivo con que estás leyendo esto, la silla donde estás sentado, los lentes que tienes puestos, el reloj que llevas en tu brazo, la ropa que usas, todo lo que el hombre ha creado, ha sido creado dos veces, primero en su mente y luego en su equivalente físico, piénsalo, alguien tuvo una idea y a partir de ahí trabajó en aterrizarla: presentó un bosquejo, luego un proyecto, convenció a alguien para obtener recursos, se fabricó, se distribuyó hasta una tienda comercial y finalmente tú lo adquiriste.

Hebreos 11:3 dice “Por la fe comprendemos que el universo fue hecho por la Palabra de Dios, de modo que lo que se ve fue hecho de lo que no se veía. 

Hay cuatro palabras poderosas a nivel de actitud personal en dicho versículo que constituyen el abono para tener una buena tierra (tu mente) donde sembrar tu semilla (idea empresarial)

  1. Fe (certeza o convicción de lo que espera, no dudar, continuar)
  2. Empresa (para Dios, crear el Universo, para ti, crear tu empresa)
  3. Creador (Dios como creador, tú como empresario, no puedes delegar esta tarea)
  4. Acción (lo que se ve fue hecho de lo que no se veía)

Fe es un asunto de convicción y tan personal que no se puede prestar, pero si contagiar.

Empresa es la unidad económica que quieres construir.

Creador, tú siempre estarás al frente, no puedes delegar la visión; si piensas así: “quiero poner una purificadora de agua, pero yo solo tomaré las ganancias y que los empleados sean los que trabajen” no te va a funcionar.

Acción, hacer actividades diarias orientadas al negocio o dicho de esta manera, no pierdas tiempo.

Incluso, cuando leemos “Por la fe comprendemos que el universo fue hecho…”, puedes ver que el campo de la Fe está en tu mente, lo cual confirma que toda empresa se crea dos veces.

Si eres como he sido yo, Pymerizo, lo podemos repasar con el relato de la creación en el libro del Génesis:

1 En el principio creó Dios los cielos y la tierra. 

2 La tierra estaba desordenada y vacía, las tinieblas estaban sobre la faz del abismo y el espíritu de Dios se movía sobre la faz de las aguas.

3 Dijo Dios: «Sea la luz.» Y fue la luz.

¿En cuál versículo se lee que Dios habla por primera vez? ¿en el versículo uno?, ¿en el dos?, ¿en el tres?

Claro, en el tres. 

Entonces, ¿cómo hizo los cielos y la tierra, en el versículo uno, si no habló? 

¿uh?

El narrador nos dice que la voz de Dios se manifiesta a partir del versículo tres, esto es, a partir del día uno de la creación, antes no se lee que haya hablado, sin embargo, los cielos y la tierra se hicieron.

A nuestro nivel humano, las cosas físicas las creamos dos veces, primero en la mente y después en su equivalente físico.

Tenemos ese milagro latente en nosotros: la capacidad para construir algo a partir de una idea

Por lo tanto, si me dices que puedes trabajar con fe para construir un negocio, te creo; si me dices, no puedes, también te creo, en ambos casos es la realidad que tu estás construyendo para ti, porque el proceso de creación se libra primero en tu mente. Aliéntate.

Tu turno.

Nos leemos en los comentarios.

Saludos

Fernando

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.